Analizando los contenidos de empresas de servicios apreciamos ejemplos con buena definición y despejada organización pero también hay páginas web que nadan en la abundancia de colores, textos e imágenes y que no aportan nada, no logran que captemos ni recordemos lo leído, solo vemos imágenes difusas, colores y textos sin definir. Por lo tanto: no llega un mensaje concreto.

Por aquello del lo poco gusta y lo mucho cansa”  habría que definir los contenidos de manera simple pero útil. La organización de los contenidos web de un negocio podríamos plasmarla en 5 apartados principales:

Contacto

Es fundamental si queremos que nos llamen para prestar el servicio que estamos ofreciendo o el que el cliente necesite.

En este apartado haremos constar nuestros teléfonoslocalización (direcciones físicas) y direcciones virtuales (correo electrónico, contacto en redes sociales, etc.)

Actividad

Hay que confeccionar una breve descripción de la actividad con la redacción de frases cortas en las que podemos plasmar los años de experiencia, local de ubicación, zonas donde presta el servicio, historia de la empresa, anécdotas, etc. Podemos aprovechar para redactar frases tipo SEO para atraer la búsqueda y que nos posicione. Por ejemplo: “Somos una empresa de publicidad en Leganés…”

Servicios o productos

Enumerar los productos o servicios que prestamos en frases cortas. Es importante definir bien este apartado ya que son las palabras clave del negocio. Ofreceremos en frases simples y con palabras sencillas nuestros servicios, mirando que su significado abarque a todos los públicos para intentar que destaquen ante la posible búsqueda de cualquier clientebuscador o lector.  De esta manera también podemos lograr posicionar mejor la web.

Ejemplos:

· Mal: Ponemos sus cortinas, tapizamos muebles y limpiamos las cortinas y las alfombras. Planchamos cortinas. (Caótico, servicios mezclados y no definidos)

· Bien: Por un lado lo referente a limpieza y por otro el servicio de tapicería.

– Limpieza de: cortinas, alfombras, sofás… – Tapizado de: sillas, sofás…

(Organización y coherencia)

Contenidos multimedia

Dicen que “una imagen vale más que mil palabras“. Cuando un cliente quiere contratar un servicio de reformas le gusta ver en fotos los acabados de obras anteriores y le van a dar pistas de cómo trabajamos, la pulcritud y el resultado final. Además esas imágenes, vídeos, infografías… están avalando nuestras calidades y acabados.

Presencia en Redes Sociales

Es importante tener un perfil en Facebook y en Twitter, y para negocios más asociados a lo visual (moda, salud, belleza, complementos…) también estar en Instagram. Es imprescindible si queremos llegar a la gente y además nos permiten la difusión de nuestros productos y servicios, también nos llegan comentarios de clientes satisfechos que darán valor añadido a nuestro servicio o la opinión de dificultades que debemos solventar, que nos llevarán a un análisis y nos ayudarán a mejorar. Por lo tanto habrá que hacer constar en nuestra web que nos pueden contactar también en los perfiles sociales.

 

Los buenos resultados en el posicionamiento de Google y resto de buscadores no se consiguen por arte de magia. La suerte es “estar en el lugar exacto y en el momento adecuado”, pero debes poner voluntad, trabajo y acción.

Ya no sirve solo tener una web para “estar” en internet, además, hay que tener una “parcela virtual” bien atendida, cuidada y mantenida, de manera que podamos ir creando contenidos que nos permitan comunicar bien, estar localizados y posicionados.

¡Suerte!